Para que un relato de ficción cree intriga y enganche al lector debe ocurrir “algo”, también llamado conflicto. Es algo imprescindible en cualquier relato porque si no, carecerá de motivos para ser contado. Hay muchos textos en los que no hay acción y solo es una descripción de sentimientos y situaciones. Puede parecer que la trama no tiene ningún conflicto, pero os sorprenderéis al descubrir que sí. La definición En una de las primeras clases del…