Te vamos a dar una mala noticia: publicar y no promocionar tu novela es condenarla al fracaso. Ya sabemos que no escribes para hacerte rico/a, pero eso no significa que no quieras venderla y, por supuesto, conseguir que sea leída.

Si quieres caer en el olvido literario, anota estos pasos sobre cómo no promocionar tu novela y haz todo lo que te digamos. ¿Entendido?

Cómo no promocionar tu novela

1. No te hagas un plan de marketing

Eso no sirve para nada, tienes que ir directamente al grano. No planifiques ni analices a tu público. Eso es lo de menos: tu novela es tan buena que se va a vender sola, ¿verdad? No se te ocurra pensar en tu lector y en la opinión de las personas que le influyen para comprar.

Es muy importante que no se te ocurra hacer listas de blogueros, booktubers, influencers literarios ni bookgramers a quienes seguir. Además, como no quieres molestar a tu editor/a (es una persona muy ocupada) ni se te ocurra preguntarle fechas ni nada, tú hazlo todo sin prisas. Demasiado que te hace el favor de publicarte sin ganar (casi) nada a cambio.

 

2. No te plantees objetivos

Ya vas a cumplir tu sueño de publicar una novela, ¿qué más quieres? No te pases de ambicioso/a. Tienes que ir a la aventura, así disfrutarás más del camino. Eso es lo que dice tu taza de Mr. Wonderful, ¿verdad?

Por otro lado, tampoco te pares a analizar si tu novela es para unos o para otros. Tú quieres que tu producto sea como los juegos de mesa: de ocho a ochenta años. Así que tu promoción tiene que ser general, nada concreta. Pica un poco de todas partes.

 

3. No tengas miedo del spam

Hoy en día nadie lee su correo, así que no te preocupes por eso. Si acaso, puedes escribir un correo con la fecha de la publicación ya cerca (así les pillará por sorpresa) y enviarlo a todos tus contactos.

Desde ese profesor de francés de cuarto de la ESO hasta tu actual jefe. ¿Qué probabilidades hay de que se te considere spam por enviar 500 correos de una sola vez? Antiguamente, los correos de acuse de recibo para saber quién había abierto tu email estaba muy de moda. Pero ahora no te metas en ese lío, seguro que lo abren.

Ahora eres un escritor/a muy ocupado, así que no tienes tiempo de enviar emails personalizados contando aspectos del libro o detalles de la presentación.

 

4. Facebook y Amazon son lo mismo

Por todos es conocido que las redes sociales se nutren de la publicidad. Ergo, hacer promoción de tu libro en ellas va a servir de mucho. El próximo Fernando Aramburu con Patria vas a ser tú.

Utiliza tus mensajes en cualquier red social para dar a conocer tu libro y venderlo. No adecues el contenido a cada red: todas son iguales. Y, por supuesto, no te dejes comer terreno por nadie. Si alguien te insulta en un comentario, tú a saco con esa persona.

En resumen: envía tantos mensajes como sea necesario para que tu novela se venda. A más peticiones de likes y publicaciones sobre el mismo tema, mejor acogida tendrá entre tus seguidores.

Así que no temas vender directamente en las redes sociales. Y si tienes que darle un poquito de chispa a alguna publicación, tú no tengas miedo. Un montaje fotográfico con algún famoso, por ejemplo, puede ser una buena manera de que te conozcan.

Agrega diariamente a tus redes sociales a escritores que no conozcas y proponles lo antes posible que te sigan. Antes de que les dé tiempo a contestar, hazles promoción. De este modo se sentirán culpables y te ayudarán.

 

5. El SEO es para blandos

Quien dice que el SEO es importante para un escritor es porque no ha entendido nada de nada. Total, obtener reputación web no significa que tu novela esté vendida a corto plazo, eso no te importa a ti, que lo que quieres es ganar dinero.

Tú tienes que escribir y punto. Hay autores que se dedican a abrir un blog para promocionarse en internet, pero solo sirve para eso, abrir un blog. Es mucho trabajo y nadie quiere estar pendiente de una página web las 24 horas del día. Además, seguro que consigues fracasar en tu blog de escritor.

Y, por supuesto, tu blog es independiente del libro, así que no te molestes en escribir sobre tu novela. No tiene sentido que hagas varios post explicando de qué va o cuándo es la presentación. Ya escribirán otros blogs sobre ella por ser tan buena.

 

6. No te metas en lo que hacen otros

Es posible que haya algunos libros en el mundo con una temática parecida al tuyo. Pero tú no puedes estar preocupándote de lo que hacen otros. No busques sus sites para entablar contacto y promocionaros mutuamente.

Al fin y al cabo, esta práctica de promoción cruzada entre páginas web no sirve. Tú le estarás dando visitas… y el otro a ti nada.

Así que mejor puedes comentar de manera compulsiva en publicaciones  de otros autores vendiendo la tuya. Seguro que no les importa.

Una idea aún mejor puede ser publicar en uno que no tenga nada que ver con tu temática, así llegará a un campo de lectores potenciales mucho mayor.

Por ejemplo, si tú fueras Iria G. Parente o Selene Pascal con su reciente novela de fantasía juvenil, Rojo y Oro, publicar con un blog de 9.000 visitas diarias sobre el Atlético de Madrid es una idea buenísima.

 

7. No hagas contactos

Entregar una tarjeta de visita para darte a conocer está pasado de moda. Una idea perfecta para no promocionar tu novela es estar desconectado del círculo literario de tu ciudad.

No te preocupes por congresos o ferias de libros, que sean ellos quienes te encuentren. Que no se te ocurra pasearte por firmas de otros autores y, si alguna vez lo haces, no se lo regales al autor. Es mejor idea intentar venderlo al primer lector que pase aprovechando los asistentes a la firma.

 

8. La presentación: tu gran momento

Envía un mensaje a un par de amigos y poco más, los que estén verdaderamente interesados se enterarán por los medios de comunicación.

El día antes de la presentación manda una nota de prensa a medios nacionales. No te quedes en locales, mejor que sea de amplio espectro. Y no seas pesado, no insistas ni intentes contactar con los departamentos de cultura o especializados en tu ciudad. Que no te vayan a coger manía.

Para el gran día arréglate como si fuera tu boda. Ser elegante es sinónimo de éxito. Lleva pocos ejemplares a la presentación para que se agoten rápidamente y dar la imagen de que vendes mucho. Y no te impliques creando o preparando algo especial: ahora eres un escritor famoso, no tienes tiempo.

 

9. Relájate una vez publicado

Una vez que hayas acabado la presentación, disfruta del momento, que la promoción ya ha acabado. No te preocupes sobre si alguien lo reseña, vivimos un momento en el que los comentarios de libros no tienen ninguna importancia en la red.

Pero si estás empeñado en no promocionar tu novela, puedes enviarla a un bloguero escogido al azar. Para ello, vete a los que más visitas tienen, seguro que no tienen lecturas pendientes. Y no se te ocurra entablar contacto antes ni preguntar si les gustaría recibir un ejemplar: envíalo a ciegas y ya está.

Cómo no promocionar tu novela

Cómo no promocionar tu novela

Ahora hablando en serio, ten cuidado a la hora de dar a conocer tu producto. Si no tienes un equipo de marketing compuesto por profesionales que saben qué es lo que tienes que hacer, lo más probable es que fracases en estos puntos. Cuando no dominas sobre un campo, lo mejor es pedir ayuda. Y este caso no es una excepción.

No promocionar tu novela correctamente es mucho más sencillo de lo que parece. Y mucho más peligroso, también. Los árboles que se tuercen son mucho más complicados de enderezar. Con la reputación (analógica y online) sucede lo mismo. Es mejor que empieces una carrera poco a poco pero con seguridad a intentar hacerte famoso en dos días.

 

Nuestra pregunta

¿Qué editorial con presencia nacional crees que promociona mejor a sus autores?

Author

Llovía, nací, crecí e hice Periodismo. Escritora de 'La gelba' y vikinga en mis ratos libres desde hace 27 años. En mi blog 'Adriana Tejada. Escritora', me peleo con el #RetoRayBradbury. El resto del tiempo bebo agua, vendo libros y acoso a perros. Mother of Beagles.

1 Comment

  1. Alberto Mrteh Reply

    Me ha parecido divertidísimo, ergo estaba en camino de cometer algún atropello.
    Alberto Mrteh (El zoco del escriba->blog personal para promocionar mi primera novela…)

Queremos leer qué opinas:

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies